viernes, 22 de agosto de 2008

El origen de la palabra Palangana

Un oyente habitual del programa "Estilo Betis" (90.4 FM Sevilla), nos ha enviado este precioso documento, proveniente de un amigo. Léanselo por favor, porque no tiene desperdicio.
Mi padre, Félix Medina Mancera, cuando tenía apenas 13 años, en el año 31 en la calle Barcelona de nuestra Servalabari (Sevilla la bella) practicaba como peluquero, arreglando las barbas y recogiendo los pelos que los maestros peluqueros cortaban a los dientes en la vieja Peluquería de la calle Barcelona, esquina con la actual Joaquín Guichot y enfrente de la hoy todavía sin par, tienda del santanderino TRIFON. Pues bien oí como nos narraba un viejo directivo de los fundadores del SEVILLA F.C. en el año 1905, como a raíz del fichaje por el Sevilla de un prometedor futbolista, pero hijo de obreros y por lo tanto no con el necesario pasaporte GETLEMAN necesario en esos anales para pertenecer a tan capitalista club. Hubo un gran crack en la directiva, algunos de los cuales como los DE LA BORBOLLA, creían que todos los sevillanos deberían de tener la oportunidad de pertenecer a este club sin tener que pertenecer a una escala social concreta. Las discusiones fueron tales que la mitad de los directivos cesaron como miembros del SEVILLA FC., y crearon el BETIS C.F, en 1 909, cuando tuvo lugar estos hechos, ese grupo de ex-sevillistas, visitaron en la sede a sus antiguos compañeros para informarles de que se iban, fundaban un nuevo club y les llevaban un presente. Un paquete que entregaron diciéndoles, que el contenido del presente “REGALO” que les entregaban, seria el símbolo de la desunión de ambas directivas. Al abrirlo se encontraron una PALANGANA, de cerámica Trianera, pero completamente blanca, la cual presentaron con la siguiente frase: Aquí os dejamos como despedida esta PALANGANA, que la utilizareis de por vida para depositar las lagrimas que genararéis no por vuestros fracasos, sino por nuestros éxitos, pues a partir de ahora estaréis mas pendientes de nuestros éxitos o fracasos que de vuestra propia realidad

2 comentarios:

Julián dijo...

esta tela de bien,no me lo esperaba de ti jajaja

Anónimo dijo...

Estaría muy bien que se incluyera un enlace a una fuente original que verifique esta historia! :)